Recordatorios, portafotos, cuadros, dibones, lienzos, marcapáginas, álbumes, invitaciones...

 

Lo bueno de trabajar bajo pedido es que puedes personalizar el producto a vuestro gusto, con la foto que elijas, nombre, fecha, frase,... los diseños los hago yo, por lo que podemos sentarnos tranquilamente en el estudio, hablar y descubrir vuestros gustos o lo que estáis buscando.

Os dejo algunas de las muestras que puedes encontrar en mi estudio y de algunos trabajos que fueron entregados, pero como comentaba tenemos más en catálogo.